Red social de literatura, comunidad de lectores y comentarios de libros 97.500 libros, 22.358 autores y 77.405 usuarios registrados

La excursión (Beryl Bainbridge)

Beryl Bainbridge
La excursión

Resumen y sinópsis de La excursión de Beryl Bainbridge

Freda es rubia, de rostro dulce y pesa cien kilos. Tiene un carácter de mil demonios y cuando se le mete algo entre ceja y ceja no hay quien la detenga. Brenda, su apocada y cortés compañera de piso, lo sabe muy bien. Se conocieron en una carnicería el día que Brenda decidió dejar a su marido Stanley, y se dejó convencer para entrar a trabajar en una fábrica de botellas con Freda, pues ésta consideraba que allí conocerían gente interesante.

Y es cierto, en la fábrica del señor Paganotti hay gente interesante. Sobre todo, Vittorio, el sobrino del dueño, que le interesa mucho a Freda: la inglesa tiene claro que quiere ser la signora del castillo en Casalecchio que la familia de él posee en il bello paese. Lo que no está tan claro es lo que opina la prometida de Vittorio, o el propio Vittorio, fascinado a su pesar por la indomable amazona rubia. Así, después de mucho dudarlo, acepta subir a cenar a su cuarto para hacerle compañía puesto que Freda está guardando duelo por su madre muerta. En realidad, su madre está viva, pero Freda piensa que quizá a Vittorio le resulte más atractiva postrada por el dolor. Mientras, Brenda recibe la tajante orden de no poner pie en el diminuto cuarto que comparten. Mujer práctica dónde las haya, para pasar el rato Brenda opta por aceptar el ofrecimiento de Patrick, el conductor de la camioneta de reparto de la fábrica del señor Paganotti, de arreglarle el lavabo, que pierde agua desde hace dos semanas. El irlandés tiene las orejas muy grandes pero su habilidad con la llave inglesa enternece el corazón de la frágil Brenda: su marido Stanley sólo sabía pastorear a las ovejas en una granja de Yorkshire.

La velada no termina como Freda había esperado, especialmente después de que Vittorio quede un poco aturdido cuando ella le muerde el cuello del jersey. Pero hay otra oportunidad para el amor: la excursión del domingo, la primera salida festiva que reúne a los obreros, los encargados y trabajadores de la fábrica, organizada por Freda para poder pasear cogida de la mano de Vittorio por la campiña inglesa. El problema es que Rossi, el supervisor de la bodega, también quiere hacer lo mismo, pero con Brenda.

El día de la excursión no empieza demasiado bien: la camioneta que debería llevarles de paseo hasta la residencia campestre donde van almorzar no se presenta. Varios obreros se vuelven a sus casas, algo abatidos, y el resto se reparten entre el mini rojo de Salvatore, uno de los empleados, y el Ford Cortina de Rossi. Apretujadas entre Vittorio y Rossi, Freda y Brenda se encaminan a Windsor con ánimos bien distintos: Freda está exultante, después de algunas caricias intercambiadas con Vittorio en los pasillos de la fábrica, y Brenda tiembla cada vez que Rossi alarga la mano hacia el cambio de marchas, a dos centímetros de su muslo. Así las cosas, el día empieza con un cóctel de lujuria y nervios que no presagia nada bueno. Y claro, descubrir el cadáver no contribuirá a animar la fiesta.

Ha participado en esta ficha: Leo_africanus

La navegación por nuestras páginas y el acceso y utilización de nuestros servicios requieren la instalación de cookies propias y de terceros en el equipo del usuario. A menos que bloquee la instalación de las cookies, entenderemos acepta el uso de las mismas conforme a nuestra Política de privacidad